Inicio VinilosAccesorios 6 complementos imprescindibles para vinilos de pesca

6 complementos imprescindibles para vinilos de pesca

por Administrador
64 visualizaciones
Una caja perfectamente cargada con accesorios para la pesca con vinilos

Cada día más, debido a su eficacia y a su reducido precio, el vinilo es uno de los cebos artificiales que más se emplea en la pesca de depredadores. Aquí es donde entran en juego los complementos para vinilos de pesca. La diversidad de formas, tamaños, colores y montajes, que consiguen presentarlos en cualquier condición y capa de agua, convierten este blando señuelo en uno de los preferidos por los pescadores, tanto noveles como expertos.

La continua y masiva utilización implica que cada vez existe un mayor número de complementos para vinilos de pesca para muy diversas funciones. Anzuelos, plomos, cápsulas de sonido -rattles-, peso interior -nails-, ojos, collares flotantes, rotuladores y pinturas especiales para colorearlos, son sólo una pequeña muestra de los complementos que giran en torno al vinilo.

Plomos

Plomos para montar con vinilos existen en gran variedad de formas, aunque los más empleados son cuatro tipos. El worm head, que se emplea sobre todo en el montaje Texas, es también conocido con el nombre de plomo tipo bala, por similitud. Un segundo tipo es el denominado plomo de lágrima que, como su propio nombre indica, tiene esta forma. Se emplea sobre todo para el montaje denominado «Carolina». Como tercer tipo de plomo, están los alargados empleados para la pesca fínesse y, en ocasiones, también en el montaje Carolina. La forma que tiene es alargada, con los bordes redondeados.

El cuarto y último tipo de plomo es el egg shinker. Tiene forma de un huevo, como su nombre indica, y se emplea para anudarlo en los montajes drop shot al final del bajo. Suelen venir provistos de una pequeña argolla de metal para poderlos anudar. Estos cuatro tipos de plomos se pueden encontrar en diferentes pesos, que oscilan entre 1/32 de onza y la unidad (de menos de 1 gramo, a 24).

Rattles

Los rattles (sonajeros) son pequeñas cápsulas de cristal o de aluminio huecas, en cuyo interior albergan unas diminutas bolas de metal. Su función es producir vibraciones en diferentes frecuencias para aumentar la efectividad de los vinilos en aguas tomadas, ya que los peces los localizan mejor. Según diversos pescadores, este sistema de aumentar el sonido en aguas con mucha presión pesquera puede llegar a espantar a los peces, que lo asocian a ser pescados, sobre todo con la buena tendencia actual del captura y suelta.

Sonido interior

Otros, en cambio, opinan que los señuelos de vinilo con sonido interior siempre atraen la curiosidad del pez. Para insertarlos se puede hacer de dos maneras: apretar directamente con la punta hacia el vinilo, o con un tubo de metal, que con una ligera presión recorta el trozo del vinilo donde se va a introducir el rattle. Lo más apropiado es situarlo en zonas donde el vinilo se mueva al recoger, ya que a cualquier velocidad estarán sonando. Este lugar donde se introduce el sonajero es un tema más complejo de lo que a priori parece, ya que, si se sitúa en un lugar no apropiado, descompensa la calda y acción del vinilo, y puede dejar de tener una apariencia natural o atractiva, con lo que, en lugar de aumentar su efectividad, se verá mermada.

Sonajero y nails de plomo para insertarlos en vinilos.

Sonajero y nails de plomo para insertarlos en vinilos.

Nails

Es posiblemente uno de los complementos para vinilos de pesca más interesantes. El peso interior lo aportan los denominados nails. Son clavos de plomo con punta (para facilitar su introducción) que, sin alterar la forma señuelo, lo harán más pesado, con lo que tardará menos tiempo en descender a aguas profundas, y más fácil de lanzar. Se presentan en diferentes tamaños, con lo que podemos combinar varios tornillos para tener el peso adecuado y repartido a lo largo del vinilo para equilibrarlo. Normalmente, estas puntas se pueden partir con unos alicates, para insertarlo en diferentes tamaños con distintos pesos. Cuando pescamos con estos plomos interiores, tenemos que tener en cuenta que los movimientos que realiza nuestro artificial serán más rápidos y marcados. Un modelo muy conocido son los Insert Weights de Lunker City.

Collares flotantes

Los collares flotantes son tubos fabricados en foam (espuma). Se pasa a través de ellos el vinilo (como su propio nombre indica, como si de un collar se tratase), para que quede en la superficie, sobre todo para el montaje Carolina, para que se mantenga suspendido a cierta distancia del fondo. Una ventaja de esta característica es que, al estar retirado el vinilo del fondo, se reducen los enganches.

Skirts

Para ciertos señuelos, como twisters o lombrices, se emplean tiras de vinilo, similares a las de las spinnerbaits para la parte superior. Este complemento, denominado skirts, proporciona al señuelo más volumen en la «cabeza» con lo que, aparte de dar vistosidad y movimiento, atrae las picadas hacia el lugar donde está situado el anzuelo. También amortigua la caída hacia e fondo del montaje y es, justo en ese momento, cuando se producen gran número de picadas. Otra ventaja que aporta la utilización de «camisetas» es que mueven mayor cantidad de agua, siendo más fácil su localización por parte del pez.

Puedes consultar muchos más artículos sobre vinilos.

Artículos relacionados

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies